Gobernador valora trabajo de CONAF en áreas protegidas de la región y compromete apoyo para reforzar

Compromete apoyo para reforzar labor del guardaparque en la conservación de la biodiversidad.

El eje número cinco del plan de gobierno está relacionada a la protección del medio ambiente, razón que motivó al jefe regional a interiorizarse sobre el estado actual de las seis zonas protegidas de la región, que abarcan más de 300 mil hectáreas. Territorio que alberga una variada y valiosa flora y fauna nativa.


Con la presencia de los y las guardaparques de la región de Antofagasta, la Corporación Nacional Forestal (CONAF) presentó al gobernador regional, Ricardo Díaz Cortés, un completo informe de la situación actual de las seis áreas protegidas de la zona, sus principales amenazas y desafíos. Esto con la finalidad de mejorar las condiciones laborales de los/as guardaparques, aumentar la dotación e instalar infraestructura necesaria en las áreas de mayor vulnerabilidad.

En esta línea, se indicó que en la provincia de Antofagasta se encuentra la reserva nacional La Chimba, el monumento natural La Portada y Paposo Norte, sitios de gran belleza y biodiversidad que continuamente son afectadas por la acción de los visitantes, especialmente, La portada donde los carretes, carreras clandestinas, micro basurales, actitud temeraria y destrozos de señaléticas, afectan la naturaleza del lugar particularmente la nidificación de aves.

Por lo anterior, el gobernador Díaz manifestó su preocupación por la escaza conciencia que existe en torno a la riqueza natural de la región. “Nosotros en nuestra región no tenemos la conciencia de que contamos con áreas protegidas y que son zonas con una diversidad de flora y de fauna muy rica y muy preciosa. En esta región tenemos avistamiento de ballenas, tenemos algunas especies que son características, no solamente los guanacos y las llamas, sino que también tenemos a las chinchillas, el zorro culpeo, el gato del desierto que son especies bien atractivas para poder conocer. Además, tenemos paisajes hermosos, hay una naturaleza que tiene que ver con los colores del desierto y su misterio, lo que podría ser perfectamente turístico”.

En tal sentido, el jefe regional insistió en el fortalecimiento del trabajo de los y las guardaparques. “Creemos que se debe fortalecer la labor de los guardaparques, son ellos los que están encargados de poner en valor esta riqueza cultural, paisajística, y también cómo podemos ir cuidando nuestro medioambiente. De tal manera que no solo seamos minería, sino también, esta naturaleza que es riqueza”, destacó.

Por su parte, la directora regional de CONAF, Anita Huichaman, agradeció el recibimiento del gobernador y su interés en el tema medioambiental. “Le presentamos al gobernador la situación actual de nuestras seis áreas protegidas que tenemos en la región donde le dimos a conocer el estado de los parques y le planteamos como podríamos trabajar en conjunto para poder disminuir las brechas que tenemos sobre todo en la labor de los guardaparques, y al mismo tiempo, aplicar protección como corresponde hacia nuestro medio ambiente. Así que estamos muy optimistas de que esta reunión va ser muy fructífera y espero lograr grandes avances en el marco del cuidado hacia nuestra naturaleza”.

Guardaparques

Respecto a la Reserva Nacional Los Flamencos y el Parque Nacional Llullaillaco, se señaló que existen varias especies en riesgo de extinción, básicamente, por el las malas acciones del turismo no regulado, déficit de personal, campos minados y empresas extractivas.

Frente a estas amenazas, la Jefa de áreas silvestres protegidas, Jenny González, dijo que “todo ciudadano debe ser consciente de que existen seis áreas protegidas en nuestra región, debe conocer su biodiversidad y debe tener claro que son zonas que se deben respetar, al igual que a las normativas que indica Conaf. También, es importante que a nuestros guardaparques se les respete cuando se realizan visitas a estos sectores y siempre preguntar qué es lo que se puede o no hacer”, recalcó González.

Cabe señalar que la región de Antofagasta cuenta con un total de 18 guardaparques y cuatro funcionarios técnicos, lo que dificulta su trabajo puesto que las rondas de vigilancia no pueden ser permanentes y menos generar sistemas de turnos.

Fuente eldiariosantiago.cl

11 visualizaciones0 comentarios